Anuncios
+

6 maldiciones del buen estudiante

 ¡Hola chicos! Sé que el título parece un poco dramático y a la vez contradictorio, pero es el más adecuado en esta ocasión.

Nerd Universitaria, es mi santuario en el que manifiesto mis hábitos peculiares, y quizás un poco estrictos de estudio, por ende, está de más decir que soy buena estudiante y lo orgullosa que me hace sentir.

Sin embargo, todo tiene un precio. Aunque las ventajas de ser aplicado son mayores, también lo es la presión que luego la sociedad te imprime. Si estás comenzando la universidad y estás determinado a no ser como el estudiante promedio, debo advertirte de la maldición del buen estudiante. 

Concepción del estudiante biónico

anigif_optimized-27753-1419962522-14

El “estudiante biónico” forma parte del imaginario de los compañeros y profesores que rodean al buen estudiante. Es la concepción errada de que eres de una raza evolucionada con cualidades robóticas o cumputarizadas.

Es decir, capaz de hacer cosas grandiosas como calcular con rapidez ecuaciones, recordar todas las fechas de la historia antigua y reciente y  de encontrar una solución a todos los problemas que te plantean.

La realidad es que cuando eres buen estudiante las personas comienzan a creer que lo sabes todo, o que lo tienes archivado textualmente en una suerte de disco duro que para ellos no es el cerebro sino un poder sobrenatural nuestro.

enfermedad del silencio

anigif_enhanced-buzz-6152-1420730238-39

El silencio en clases no es siempre una buena opción, pues una vez creada la fama del buen estudiante, el no intervenir genera preocupación en todos.

Suponen que estás de mal humor o enfermo en lugar de pensar que simplemente no conoces el tema o no estás interesada.

Tanto profesores como compañeros interrumpirán la clase para saber qué te sucede, o te darán una pastilla para el dolor de cabeza al final de ésta sin que se las pidas. En los días más silenciosos los profesores pueden llegar a regañarte por eso.

Elección dedocrática

anigif_optimized-17503-1419893590-16

Hasta este punto todos saben que eres aplicado, organizado y te preocupas por tus estudios.

Un día decidiste hacer trabajo extra en una actividad para que el trabajo de todo el salón quedara bien, y a partir de entonces te condenaste a la elección dedocrática, que no es más que la disposición a dedo de tus compañeros de postularte a actividades especiales sin consultártelo.

Profesora: – ¿Quien puede hacer una lista de correos y enviarle a sus compañeros el libro en PDF?

Compañeros: – Profesora no se preocupe, Kimberly lo hace.

Profesora: – Gracias, Kimberly.

Kimberly: – ¿Qué?

Halagos interesados

54475-karen-bunny-flirt-wave-gif-mea-yeuX

Habrá mucha gente que admire tu compromiso, y son solo unos pocos quienes serán amables contigo porque puedes darle un empujón académico.

No dejes que esa gente ridículamente amable que nunca te hablaba de un día para otro quiera estar contigo en todo. Aunque creas que son un pan de Dios, la verdad es que lo tienen fríamente calculado.

Es parte de la maldición porque al principio de la carrera no te das cuenta, pero poco a poco tu sentido para detectar este tipo de personas se agudizará.

Biblioteca de apuntes

sheldon-throwing-papers-gif

Si eres buen estudiante seguramente también tienes unas de las libretas de puntes más jugosas y codiciadas.

Quizás no eres celoso de tus apuntes, pues yo tampoco lo soy, pero cuando te los pidan demasiado y termines una semana sin cuadernos de la nada, ya no te gustará ser tan buen compañero.

Es importante hacer entender a tus compañeros que tú también necesitas leer y estar al tanto de tu clases, porque en realidad también eres un ser humano y no lo sabes todo. La maldición recae cuando no somos lo suficiente asertivos para decir que no cuando necesitamos estudiar, precisamente en la semana de parciales finales.

Recuerdan más tus malos momentos

anigif_enhanced-buzz-18449-1418768743-14

Y como la perfección no existe, llegará el día en el que no tengamos la calificación que esperamos, ese será el Día de La Gran Decepción. Quizás te sientas terrible por salir mal, pero eso no se compara con el sermón de tu profesor.

En lugar de alentarte o mostrar preocupación por tan raro evento, serás regañado y juzgado delante de todos.

Profesor: – “Hasta Kimberly salió mal, ¿qué te pasó?”

Kimberly: – “Todos salimos mal”.

Profesor: – “Yo me cansé de decirTE que así no era”.

Kimberly: – “Se cansó de decírselo a todos”.

Profesor: “No, Kimberly, pero tú no, tú te pasaste”.

Esas son las maldiciones, pero como todo en la vida, las adversidades no son más grandes que las ventajas que vienen con el sacrificio. Sigan estudiando, y defiendan el derecho de ser tratados en igual de condiciones que sus compañeros.

Nos seguimos leyendo…

Kim

Anuncios

6 Comentarios en 6 maldiciones del buen estudiante

  1. Hola, muy bueno el tema, solo te falto decir que cuando se esta en un examen todos quieren ver como respondes para copiarse,jajajaja. Yo también estudio en la UAM, en la escuela de derecho y trato lo posible de formarme correctamente y tengo que reconocer que tienes que razón con todas las “Maldiciones” que nombraste, la que mas odio es cuando algún interesado que nunca me trata, me busca para que lo ayude.

    Me gusta

  2. Uff no sabes cuanto me identifico con esta entrada. Las características que más me incomodan son la elección dedocrática y la biblioteca de apuntes, también la presión por las altas expectativas que todos tienen con tus calificaciones. Pero son sólo gajes del oficio, me gusta ser una estudiante aplicada.

    Me gusta

  3. Jajaja ¡Muy llamativo el título Kim! Y me encantan las características… creo que he sido victima de algunas. Gracias por dedicarle el tiempo a plasmarlo con tus palabras.

    Me gusta

¿Qué piensas? Deja tu comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: